La Ciudad

Amazonas rechazan reconocimiento del gobierno

*Ni jugaremos como tampoco acudiremos al Kukulcán a recoger distinción alguna, el mayor reconocimiento preferimos sea del pueblo, puntualiza la auténtica capitana Fermina Dzib Dzul

*Acusan de mentiroso al Director del Instituto del Deporte, Carlos Sáenz, y lo califican de haber actuado con discriminación, humillación y ofensivo en el trato con las originales Amazonas

*Le piden el corrupto funcionario deje de mentir y al grupo de Citlali que diga la verdad y NO usurpe el nombre de las originales Amazonas que siguen jugando porque son la mayoría

YAXCABA, Yucatán, 1 de julio de 2022 (Colaboración: El Informativo Yucatán/El Tizón).- La verdadera capitana de las auténticas Amazonas, Fermina Dzib Dzul, de 42 años de edad, fundadora del club, desmiente y califica de discriminación, humillación y ofensiva la actitud asumida por el director del Instituto del Deporte de Yucatán (IDEY), Carlos Xavier Sáenz Castillo, quien en lugar de conciliar y unir a las jugadoras, ahondó en la división y abandera al grupo que se desligó del equipo original, haciéndolas pasar como las “verdaderas guerreras” de Yaxunah, lo que a toda luces es una mentira y engaño a la afición.

–Miente, ofende y discrimina don Carlos Sáenz cuando dijo que vestiría a 20 indígenas para que se presentaran en el juego del estadio Kukulcán, en la forma como nos trató al mandar a buscarnos a nuestro pueblo en lugar de acudir personalmente para dialogar con las 5 que salieron y nosotras, como también miente al hacer creer que ellas son las verdaderas Amazonas –condenó Dzib Dzul en entrevista con El Informativo Yucatán y compartida con El Tizón, al tiempo que amamantaba a su bebé en sus brazos.

La auténtica y original capitana de las Amazonas, le pide al gobierno deje de mentir

Orgullosa de su origen, de pertenecer a la cultura Maya, de cuna humilde, modesta, trabajadora, directa al hablar y entregada a su pasión, el softbol, la auténtica capitana de las originales Amazonas confianza que cometió un error de haber dado esa responsabilidad a su hija durante el tiempo que tuvo en gestación y parto, aunque aclara que aún con su panza (embarazo) ella se mantuvo en el campo jugando en la posición de la tercera base y dejó de hacerlo cuando tenía 7 meses, aún así estuvo pendiente del curso del equipo.

“No es justo lo que nos hizo Don Carlos, nos humilla y pisotea nuestra dignidad y origen al tratarnos como indígenas que puede vestir a cualquiera para hacerlas pasar como tales”, recriminó la luchadora y auténtica mujer maya, que al igual que sus compañeras, juega descalza y con huipiles, vestimenta original cuya imagen ha trascendido fronteras.  

Puntualizó al decir que NO acudirán a recoger alguna distinción al Kukulcán sino que el mayor reconocimiento lo prefieren del público, invitando a la afición a que acudan a Temax y a Santa Rosa a ver jugar a las verdaderas Amazonas este fin de semana a las 7 de la noche, 

Así mismo, pidió al grupo que se desligó del equipo, que tienen todo el derecho a jugar en otro club o que formen el suyo propio, pero que le ponga otro nombre, que NO usurpen el nombre original de las auténticas y verdaderas Amazonas.

Parte de las aguerridas jugadoras amazónicas de Yaxunah

En la segunda parte de esta entrega, en la entrevista con los periodistas Arnulfo Pérez y Pedro Balam, la principal guerrera de las Amazonas, habla de las ofensas del corrupto funcionario y del actuar de las usurpadoras, quienes como si fueran embajadoras las han estado paseando y llevando a diversos medios de comunicación, engañando a la sociedad al hacerse pasar como amazonas cuando en realidad ellas formaron parte del equipo original, permaneciendo la mayor parte de sus integrantes con la auténtica capitana: Fermina Dzib Dzul.

Yaxunah es una comisaría maya enclavada en el oriente del municipio de Yaxcabá, distante a unos 100 kilómetros de la capital de Yucatán, Mérida.  

Origen y conflicto generado por l IDEY

Las Amazonas iniciaron como una práctica el deporte del softbol, si ninguna ayuda ni alguien que las orientara y apoyara, aunque esto llegó después que la gente las empezó a ver jugar en el parque de Yaxunah. Ellas empezaron a jugar con playeras deportivas y pants, pero como no todas pudieron pagar optaron por el huipil, prenda que todas tenían y por acuerdo entre ellas, decidieron portar esa ropa.

Domitus habla ante el periodista Arnulfo Pérez, sobre la división generada por Citlali

–Hay que ver quiénes somos, siempre he dicho que somos humildes y empezamos la práctica del deporte de sófbol por amor, para divertirnos y para jugar, no por dinero, por lo que no hay que agandallarse ni de la fama ni del dinero –puntualiza sobre el problema que ha surgido donde presuntamente el grupo que se salió encabezado por su hija Citlali y su yerno, han pedido dinero para jugar.

“Siempre lo he dicho, nosotras no vamos a cobrar y lo que vino hacer don Carlos Sáenz (director del IDEY) es pura mentira. Yo siempre lo he señalado y mucha gente nos reconoce como las verdaderas Amazonas, no importa que haya otro equipo, yo lo voy a reconocer porque es mi hija y su marido, pero que no le mientan a la gente que son las Amazonas porque nosotras somos las que originalmente empezamos esta aventura y aunque estaba doña Enedina como las fundadoras”, sostienen condenando el actuar del cuestionado funcionario.

–Cuando pusimos el nombre del equipo, también estaba doña Elsy, doña Deibila, mi otra hija que se llama Gina y muchas otras señoras que formaban parte del equipo, pero por la actitud de la señora se fueron saliendo, pero nosotras seguimos jugando -aclara.

En torno a la participación de quienes también se hacen llamar las Amazonas (usurpadoras o piratas) y su negativa a acudir a la ´Serpiente Emplumada´, puntualiza:

–Ellas pueden presentarse en el Kukulcán como dijo don Carlos, pero creo que la gente no se va a dejar engañar aunque pueda llegar gente de Cozumel, Playa del Carmen y de otras partes. Les invito a que nos vayan a ver a Temax y a Santa Rosa, donde jugaremos este fin de semana a las 7 de la noche. Nosotras no vamos a ir a jugar al Kukulcán sino a estos campos…

Fermina Dzib, aguerrida mujer maya fundadora de las Amazonas

¿Usted regresa después de dar a luz a una hermosa niña, en el partido que se jugó en Dzilam González, pero a ustedes no las incluyeron en el róster, qué opina de eso y de lo que vino a decirles el director del IDEY?

–Yo creo que toda la gente que fue a ver el partido en ese lugar, se dio cuenta de la actitud que tiene Cicltali y su marido. Yo no voy a mentir ni voy a decir otras cosas que no son ciertas, reconozco lo que dije y lo sostengo. Tengo ante todo dignidad y dije lo que está pasando, yo no sé por qué ellos se molestaron y desconozco por qué don Carlos (Sáenz) dijo eso.

“Yo soy la capitana, le dejé a Cicltali el timón para que maneje al equipo, no para que tomara decisiones del grupo y muchos menos que formara otro grupo y usurpara el nombre de Amazonas. Yo le dije que tenía que ir a jugar, llevar mascotas y bates, como parte de su responsabilidad”, precisó la principal guerrera de Yaxunah.

Carlos Sáenz, encargado de mantener la división entre las Amazonas

–…pero lo que dijo es mentira porque yo siempre he jugado, nunca he renunciado como capitana. Que sepa todo el mundo, nunca he dicho que ella es la capitana o algún otro integrante. Tuve el error de darle la responsabilidad para que se hiciera cargo del equipo y pudieran jugar y cumplir con los compromisos como Amazonas, la verdad lo reconozco, pero todo lo que dice Carlos Sáenz no es así, son puras mentiras –recrimina.

¿Cuánto tiempo estuvo fuera para atender a su bebé?

–Tenía 7 meses de embarazo cuando dejé de entrar al campo y jugar en la tercera base, pero aunque estaba en esas condiciones iba con mi panza y sólo cuando tuve a mi hija (parto) dejé de ir y eso sería un mes. Luego regresé para ver qué pasaba porque mi hija decía que mi equipo era irresponsable, pero eso sucedió porque ellas se encargaron de generar todo ese problema.

–Ahorita estamos mejor, tengo un mejor equipo, vamos a jugar e invito al público para que vayan a vernos para constatar que nosotras somos las verdadera Amazonas y no voy a ir a otro lugar a buscar equipo, precisó.

–Mi equipo fue feliz en el juego de Dzilman, si ganamos o perdemos siempre salimos al campo a representar dignamente lo que somos, yucatecas y mayas, muy felices de nuestras raíces, por eso nos divertimos y la gente lo sabe y nos conoce.

¿Otras de las cosas que dijo el director del IDEY es que les visitó a cada una de ustedes en su casa en Yaxunah para dialogar y reagruparles para ser un solo equipo para el juego del sábado en el Kukulcán?

–La mera verdad, a mi casa nunca llegó don Carlos Sáenz, nos mandó a buscar en un transporte para que llegáramos a la comisaria y la presidencia (municipal). Escuchó cada opinión de mi equipo y le dije que la decisión era de mi equipo, lo que ellos decidieran, si podemos juntarnos con las otras señoras y mi hija para jugar nuevamente, pero cuando escuchó la plática y el dialogo con mi equipo, entonces dijo:

–Bueno, si ustedes no van a jugar, no se van a juntar otra vez, pues ni modo, yo puedo vestir a 20 mujeres indígenas y las llevo para que hagan el espectáculo en el Kukulcán. En ese momento la verdad no le contesté sino únicamente le dije que la decisión de mi equipo era ir al estadio para recoger el reconocimiento y solo le pedí que reconociera el gobierno que somos las verdaderas Amazonas de Yaxunah.

Antes de la división: De izquierda a derecha, Enedina Canul y sus hijas, Alvi Yajaira y Yessica Yazmin, y Fermina Dzib, capitana del equipo de sóftbol las Amazonas de Yucatán. Así las retrato El País, medio de España.

–Yo creo que doña Melba (Gamboa, la diputada) nos conoce a cada una de nosotras cuando empezamos en el 2017. Tal vez no portábamos nuestro huipil como dicen, pero sí con nuestro shorts y blusa salíamos a jugar.

“Lo que dijo don Carlos me dolió porque yo hablé como mi equipo y coincidimos que él no vino a unirnos sino a dividirnos más. Si era la intención, no nos hubiera traído acá a Yaxcabá sino que debió acudir a la comisaría de Yaxunah a platicar con todas, juntar a las 5 que salieron del equipo y nosotras, sólo señoras, que nosotras dialogamos.

Fermina Dzib, de catcher. (Foto El País)

–Sin embargo, cuando vio que nos fuimos a Yaxnuah, entonces él se fue a visitar al otro equipo al Centro Comunitario, a platicar con ellas, yo vi que allá estaba su coche porque vinieron en esos vehículos.

–Entonces dije, qué está pasando? A nosotras nos llevó a Yaxcabá como si fuéramos las más rebeldes y en cambio a las otras las fue a ver al lugar donde se encontraban. No es justo lo que nos está haciendo y siempre he dicho, yo no estudié la licenciatura sino que llegué nada más a la secundaria y con mucho orgullo lo digo: somos pobres, nacimos pobres, somos humildes pero NO que nos discriminen de esa manera, por eso le dije a mi equipo, sí, pueden venir todas con hipiles pero a las otras, no las comparen como las verdaderas Amazonas.

“Yo le dije a mi equipo, si me van a fusilar, que lo hagan por ustedes, pero me siento muy orgullosa con ustedes porque nunca les he tratado mal ni les he discriminado. Ustedes vieron cómo les trataron y escucharon cómo dijo, creo que necesita lentes y contarnos para ver bien y saber cuántos somos las verdaderas Amazonas. Siempre que nos reuníamos les decía a ellas (jugadoras) que los problemas se quedaban en casa, que aquí estábamos para resolver problemas del equipo”, aclaró.

Indignada y molesta por las decisiones que ha tomado e l director del IDEY, quien en diversas ocasiones ha sido ocasiones de ejercer favoritismo, discriminación y sobre todo, corrupción en el deporte, sentenció:

–No me gusta más problema y él (Carlos Sáenz) que se ponga a pensar lo que está diciendo y deje de mentir, que hable con la realidad y que diga cómo va a jugar en el Kukulcán con otro equipo que no somos nosotras.

–Nosotras NO vamos a buscar reconocimientos al Kukulcán, por eso reitero la invitación a la gente para que acuda a Temax y Santa Rosa para ver jugar a las auténticas Amazonas a las 7 de la noche de este domingo.

Descalzas o con alpargatas, así juegan. (Foto: El País)

Dejen de mentir y rechazo a Carlos Sáenz

A pregunta expresa de cancelar el partido en el Kukulcán mientras se aclara la situación y se llega a un acuerdo, Dzib Dzul dijo que eso estaba en manos del gobernador y del Director del IDEY, “está en la decisión del gobernador y del director decir la verdad, así lo he dicho a los reporteros y en las redes sociales, decir lo que va a pasar. Yo en ningún momento traté con don Carlos Sáenz como capitana, traté con el chavo, con Joel Amilcar y Citlali con Nayeli”.

“Reconozco cuando alguien hace bien o hace mal las cosas, pero en realidad nosotras debemos de actuar bien y don Carlos puede tomar la decisión de retomar las cosas o cancelar alguna acción y según entiendo, no se va a cobrar en el Kukulcán. Dios hace justicia y nos va a ayudar, a mi equipo le digo que no vamos a discutir, sabemos que somos orgullosas Amazonas y tenemos dignidad, Dios está de nuestro lado y la gente nos conoce, yo no voy a engañar a mi equipo y decirles que las voy a llevar a Monterrey, no, las cosas van a ir despacio, vamos a jugar y a divertirnos y no vamos a pedirles que hagan colecta, los que nos quieran ayudar que lo hagan de corazón y mucho lo agradeceremos”, remarcó.

¿Joel (Amilcar) está visitando colonias promoviendo ese partido, haciendo promoción para que acudan al partido del sábado, qué opina?

–Yo solo digo que NO le siga mintiendo a la gente, que hablen con la verdad, no puedo pedirle a la gente que no vaya o que acudan, solo les pido que digan la realidad, lo que sí pido a ellos es que si ya formaron otro equipo, que se pongan otro nombre, aunque la mayoría son nuevas, que nos dejen a nosotras en paz como Amazonas.

–Allá doña Celia también salió y formó otro equipo pero no puso Amazonas sino otro nombre. Tiene derecho de formar lo que consideren pero no a engañar a la gente, ya la afición se encargará de decidir.

Puntualizó al decir que “ya no es necesario hablar de nuevo don Carlos, que no gaste gasolina para venir a vernos, ya lo digo y puede vestir a quien consideren, nosotras no lo vamos a recibir”.

¿Usted qué desea, que le gustaría que le dieran, un reconocimiento del gobierno o un reconocimiento del público?

–Yo lo que pienso que el público es el que tiene que decidir, nos gustaría que fuera el pueblo quien nos reconozca como lo que somos, las verdaderas Amazonas. Para qué pelear reconocimientos si nosotros somos la verdaderas Amazonas, en cada una de nosotras sabemos quienes somos, pero preferimos el aplauso y reconocimiento del pueblo.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: